Mejor expectorante mucolitico

¿Puedo tomar mucolítico y expectorante al mismo tiempo?

Medicamentos antitusígenos En el tratamiento de la tos irritativa se utilizan medicamentos que suprimen el reflejo de la tos.    Entre ellos se encuentra el dextrometorfano, que está contenido, por ejemplo, en los siguientes productos MedDex Vicks jarabe para la tos seca con miel, ROBITUSSIN ANTITUSSICUM y ROBITUSSIN JUNIOR para la tos seca e irritante, Stopex para la tos seca, Dinarex, Mugorussol y Tussidrill sin azúcar.    El ingrediente farmacéutico activo butamirato tiene efectos similares.    Está contenido en los siguientes productos: Sinecod, Tussical, Tussin y Stoptussin.    La tos seca e irritante también puede suprimirse con las sustancias dropropizina (Ditustat) y levodropropizina (Levopront).

Medicamentos mucolíticos para la tos

¿Para qué sirven los expectorantes y los mucolíticos? Los mucolíticos y los expectorantes son un grupo de medicamentos que actúan diluyendo y aflojando la mucosidad de las vías respiratorias, ayudando a eliminar la congestión del pecho y facilitando así la respiración. Algunos ejemplos comunes de expectorantes son la guaifenesina y el cloruro de amonio combinados con difenhidramina. Ejemplos comunes de mucolíticos son la acetilcisteína, la bromhexina, el ambroxol y la carbocisteína.

¿Cómo debo tomar/usar los expectorantes y los mucolíticos? ¿Qué debo hacer si me olvido de tomar/usar los expectorantes y los mucolíticos según lo prescrito? Si se olvida de tomar una dosis, tómela tan pronto como lo recuerde. Sin embargo, si es casi la hora de la siguiente dosis, sáltese la dosis olvidada y continúe normalmente. ¿Qué precauciones debo tomar antes de tomar Expectorantes y Mucolíticos? Informe a su profesional de la salud si: ¿Cuáles son los efectos secundarios más comunes de Expectorantes y Mucolíticos? Los síntomas de una alergia a un medicamento incluyen uno o más de los siguientes:Los signos de que su condición puede requerir más atención médica incluyen:Si usted experimenta cualquiera de estos síntomas, debe dejar de tomar Expectorantes y Mucolíticos y consultar a su profesional de la salud inmediatamente.

Jarabe expectorante mucolítico

Al hacer clic en el/los enlace(s) anterior(es), se le llevará a un sitio web externo que es operado de forma independiente y no es administrado por GSK. GSK no asume ninguna responsabilidad por el contenido del sitio web. Si no desea salir de este sitio web, no haga clic en los enlaces anteriores.

Este producto contiene paracetamol; no lo tome con otros medicamentos que también contengan paracetamol. El paracetamol está contenido en muchos medicamentos para tratar el dolor, la fiebre, los síntomas del resfriado y la gripe, y los medicamentos para dormir. Si tiene una enfermedad hepática o renal, consulte a su médico antes de tomar paracetamol. No tome más de la dosis recomendada, ya que puede ser perjudicial, incluso para el hígado.

Medicamento mucolítico

Los agentes mucoactivos son una clase de agentes químicos que ayudan a eliminar el moco o el esputo de las vías respiratorias superiores e inferiores, incluidos los pulmones, los bronquios y la tráquea. Los fármacos mucoactivos incluyen expectorantes, mucolíticos, mucoreguladores y mucocinéticos. Estos medicamentos se utilizan en el tratamiento de las enfermedades respiratorias que se complican por la sobresecreción o la inspiración de moco. Estos fármacos pueden clasificarse además por su mecanismo de acción[1][2].

En general, la capacidad de eliminación se ve dificultada por la adhesión a las superficies (pegajosidad) y por la viscosidad de las secreciones mucosas de los pulmones. A su vez, la viscosidad depende de la concentración de mucoproteína en las secreciones.

Un expectorante (del latín expectorare, expulsar o desterrar) actúa indicando al organismo que aumente la cantidad o la hidratación de las secreciones, lo que da lugar a más secreciones, aunque más claras, y como subproducto lubrica las vías respiratorias irritadas[4].

Los mucolíticos pueden disolver la mucosidad espesa y suelen utilizarse para aliviar las dificultades respiratorias. Lo hacen rompiendo los enlaces químicos entre las moléculas del moco[5], lo que a su vez puede reducir la viscosidad al alterar los componentes que contienen mucina[cita requerida].